Francia pone en marcha el etiquetado de origen en la carne procesada y los productos lácteos.

Este mes entra en vigor en Francia el nuevo etiquetado de origen en la carne procesada y los productos lácteos, medida que se pone en marcha a modo de prueba durante un periodo de dos años. Una vez finalizada la prueba, la Unión Europea deberá decidir si la amplia al resto de países comunitarios.