Selección Semanal 10 de Julio – ALIMENTACION ONLINE: La venta online de alimentación y de ropa bate récords en España en 2020


10 Jul . 2021

6 mins

DESTACADO RESUMEN SEMANAL

 

  • El fuerte crecimiento del negocio textil y de distribución compensa la caída de actividades online vinculadas al turismo, como las reservas en agencias y hoteles.

 

El comercio electrónico movió en España 51.600 millones de euros en 2020, lo que supone un crecimiento de un 5,8%, respecto del año anterior, y pese al amplio despegue de las compras online como consecuencia de la pandemia. Esto se explica porque la crisis sanitaria impactó de una manera muy desigual en las distintas actividades ligadas al ecommerce, y mientras unas se desplomaron a partir del segundo trimestre, como las agencias de viajes y operadores turísticos, hoteles y alojamientos o el transporte aéreo, otras compensaron la caída. Fue el caso de las ventas online de textil, las suscripciones a canales de televisión, las apuestas y juegos de azar online, y las tiendas online del sector alimentación.

Por categorías, y según datos de la CNMC, el textil fue la que más volumen de ingresos online movió en todo el año. Facturó 4.329 millones de euros online en 2020, lo que supone un 8% del total de categorías que analiza la CNMC y las mayores hasta ahora. Si bien el textil comenzó el primer trimestre con unos ingresos de 800 millones, el estallido de la pandemia y los cierres de tiendas físicas y restricciones dispararon las compras online a partir del segundo trimestre, alcanzando el máximo del año en el cuarto trimestre, cuando movió casi 1.437 millones de euros.

Todo lo contrario le ocurrió a las agencias de viajes y operadores turísticos. Pese a que en el cómputo del año movieron 2.766 millones de euros -es una de las actividades que más ingresa por cada transacción-, sufrieron un desplome a partir del segundo trimestre, muy condicionado por la pandemia. Contrastan los 1.534 millones que ingresó online en los tres primeros meses del año -siendo la actividad que más volumen movió en ese trimestre-, con los 337 millones que facturó en el cuarto, lastrado por la tercera ola de la pandemia.

Las apuestas y otros juegos de azar online, que incluyen la apuestas deportivas, casinos o bingos, fue la tercera categoría que más volumen de negocio generó en el año, un total de 2.220 millones de euros. Si en el primer trimestre no llegaba a los 500 millones en ingresos, cerró el año con 718 millones, según los datos del cuarto trimestre del año.

Las suscripciones de televisión -plataformas digitales y streaming- también tiraron del total del negocio online de 2020. Su despunte se produjo, sobre todo, en el segundo trimestre (568 millones de euros), coincidiendo con la situación de confinamiento domiciliario, y en el cuarto trimestre, 751 millones, en plena tercera ola de la pandemia.

Los supermercados e hipermercados y tiendas de alimentación representan una de las evoluciones más destacadas en el canal online. Hacer la compra online pasó de ser minoritario a ser una alternativa por la que optaron muchos clientes para evitar salir de casa y el contacto.

La alimentación duplicó su volumen de facturación online entre el primer y el cuarto trimestre, pasando de 265 millones a 556 millones. En total, tiendas de alimentación, supermercados e hipermercados facturaron online 1.718 millones en 2020.

En el lado opuesto, quedó el transporte aéreo, que tradicionalmente estaba entre las primeras actividades del listado de la CNMC por volumen de facturación online. Sin embargo, la escasez de viajes, sobre todo internacionales, dejó las ventas online por los suelos a partir de marzo de 2020. La categoría de transporte aéreo facturó lo mismo en el primer trimestre, 871 millones, que entre los tres siguientes. En total, 1.677 millones de euros .

Los hoteles y alojamientos similares también sufrieron la parte más dura de la crisis sanitaria. Esta actividad facturó 1.310 millones online, pero gracias al tirón del primer trimestre, antes de que estallara la pandemia, y que concentró buena parte del total del año, Entre enero y marzo facturó 516 millones y en el tercer trimestre 464 millones, coincidiendo con el verano.

Más transacciones

Por número de transacciones, en 2020 se registraron un total de 1.035 millones, 169 millones más que el año anterior, que se repartieron de manera más o menos equitativa a lo largo de todo el año, siendo el cuarto trimestre, con 307, en el que más se realizaron. El textil también concentró la mayor parte de las transacciones, 67,4 millones, pero en este caso le siguieron muy de cerca las siguientes categorías. Se realizaron 66 millones de transacciones online de juegos de azar y apuestas, y 61,4 millones de suscripciones de canales de televisión.

Fuente: Beatriz Treceño, Expansión, 3 de julio 2021

  • El ecommerce de gran consumo se cuadruplicó en España

El comercio electrónico de gran consumo se ha multiplicado por más de cuatro en España desde el Covid-19, pasando del 24% al 109%, según los resultados del estudio sobre el ecommerce europeo de 2021, publicado por NielsenIQ, en el que se examina la evolución del comercio electrónico de bienes de consumo rápido (FMCG) en Europa Occidental desde el inicio de la pandemia. Además, la cuota del canal online ha crecido 1,7 puntos hasta el 3,0% del total de las ventas de este sector, ya que las ventas de comercio electrónico están creciendo 11 veces más rápido que las ventas en las tiendas físicas, tal y como recoge el mismo informe.

Según Jens Ohlig, director general de NielsenIQ para Europa Occidental, el comercio electrónico se aceleró significativamente en prácticamente todos los mercados europeos debido a la pandemia, representando más de 30.000 M€ sólo en los cinco grandes países europeos en 2020. En opinión de Ohlig todavía existe un gran margen de crecimiento en la categoría de alimentación. «Cuestiones que antes veíamos como barreras, como la posibilidad de seleccionar uno mismo los alimentos frescos, se han suavizado desde que la pandemia nos empujó a la vida restringida. Las cosas que solían ser barreras de entrada ya no son tan fuertes, y lo estamos viendo en nuestra medición de comercio electrónico. El comercio electrónico siempre estuvo destinado a transformar el comercio minorista, pero sin duda el Covid-19 aceleró esta trayectoria. Mientras que los años anteriores ampliaron el acceso digital y pusieron a prueba los modelos de negocio, 2020 demostró tanto la necesidad como la viabilidad del comercio electrónico», añade.

Para Ohlig, además, esto es sólo el principio de la evolución del comercio electrónico. «Estamos justo en el comienzo de la siguiente etapa del comercio electrónico en Europa Occidental; el momento de tomar decisiones críticas con confianza con grandes datos es ahora».

Fuente: Alimarket, 8 de julio 2021

 

Subscríbete a nuestra newsletter

Toda la información que necesitas en tu email