Selección Semanal 13 de Julio – EL CORTE INGLÉS: El consejo de aprueba por unanimidad el nombramiento de Marta Álvarez como presidente.

“El consejo de administración me ha dado hoy su confianza para liderar un equipo profesional que admiro, respeto y conozco muy bien porque llevo toda la vida ligada a la empresa”, ha comentado Marta Álvarez. Víctor del Pozo y Jesús Nuño de la Rosa se mantienen como consejeros delegados.

El consejo de administración de El Corte Inglés ha aprobado por unanimidad, en su reunión de hoy en Madrid, el nombramiento de Marta Álvarez Guil como presidente de la compañía, así como la continuidad de Jesús Nuño de la Rosa y Víctor del Pozo como consejeros delegados.

 “La nueva estructura de gobierno y ejecutiva garantiza la estabilidad del grupo a largo plazo”, ha señalado El Corte Inglés a través de un comunicado. “Marta Álvarez, que junto a su hermana Cristina Álvarez y a través de Cartera de Valores IASA es la mayor accionista individual de El Corte Inglés, tutelará desde la presidencia las funciones de los dos consejeros delegados del Grupo, Jesús Nuño de la Rosa y Víctor del Pozo”, añade el texto.

Junta General

El Corte Inglés celebrará su junta general de accionistas el próximo 25 de agosto, manteniendo su tradición de tener el encuentro el último domingo de agosto. La reunión, presidida ya por Marta Álvarez, tiene que ratificar su nombramiento.

La nueva presidenta de El Corte Inglés “velará por el buen funcionamiento del consejo de administración y de sus comisiones (Auditoría y Control, Nombramientos y Retribuciones, y Responsabilidad Social Corporativa) y asumirá la dirección del consejo y la representación institucional del grupo”.

Los Cuatro Retos

El nombramiento de Marta Álvarez como presidenta de El Corte Inglés, en el consejo celebrado hoy por la empresa, abrirá una nueva etapa en la historia del grupo de grandes almacenes. El sector afronta enormes retos por la amenaza de los gigantes online, como Amazon, y los fuertes cambios en los hábitos de consumo, que están provocando grandes transformaciones.

El futuro del grupo pasa por elevar las ventas, con la digitalización, la internacionalización y la diversificación de ingresos en el foco, a la vez que mejora su rentabilidad, reduce su deuda, optimiza sus fuentes de financiación y mantiene su apuesta por mejorar su gobierno corporativo.

Elevar el negocio

El Corte Inglés facturó 15.783 millones de euros en el ejercicio 2018, un 1,1% más de forma comparable, es decir, tras ajustes contables y la venta de su negocio de ópticas. El grupo encadena cinco años consecutivos con los ingresos al alza, aunque su facturación sigue más de 2.000 millones por debajo de su récord de 17.990 millones en 2007. Tiene, por tanto, recorrido para crecer, con dos vías claras.

Una es la digitalización, lo que no supone sólo elevar las ventas online, sino desarrollar también una estrategia omnicanalque ponga en valor sus centros. El Corte Inglés está ya en ello, impulsando sus entregas exprés y usando sus tiendas como plataformas logísticas. Su alianza con Alibaba supone contar con un socio potente en el mundo digital, donde el grupo debería tener un fuerte recorrido en los próximos años.

Otra línea en la hoja de ruta es elevar la presencia exterior. El foco está en Latinoamérica, desarrollando negocios en alianza con socios locales a través de sus filiales y sus marcas propias. Lo normal es que siga por este camino, ya que parece descartado desembarcar con centros en nuevos países.

Además, El Corte Inglés tiene el reto de reinventar el concepto del gran almacén, potenciando su oferta de servicios para elevar el tráfico en sus centros y generar ventas. Otras estrategias que presumiblemente se potenciarán son las marcas propias (como Woman El Corte Inglés), la búsqueda de socios para diversificar ingresos (como Repsol) y la tarjeta de compra, con casi 12 millones de usuarios.

Mejorar la eficiencia y la rentabilidad

El aumento del negocio debería ir acompañado de una mejora de la rentabilidad, ya que el margen/ebitda de El Corte Inglés, un 6,8% en 2018, tiene potencial de mejora. Algunas medidas adoptadas, como el cobro de un canon mínimo a las marcas que se establecen en sus centros, ya se están notando: el ebitda creció un 2,2% en el ejercicio pasado, el doble que los ingresos.

Otras decisiones más ambiciosas no generarán efectos hasta más adelante. El grupo está abandonando sus centros menos rentables (Bahía Sur, en Cádiz, o el Hipercor de Los Arcos, en Sevilla) o transformándolos (Arroyosur, en Madrid), algo que no había hecho nunca en su historia.

Fuente: El Corte Inglés y Expansión

Comentario NP: Deseamos suerte y éxito a la nueva Presidente en los difíciles retos a los que se enfrenta.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on email